El gato del arqueológico

En los jardines del museo arqueológico vive un gato. Un gato gordo y rayado, tan corpulento que se da aires de tigre. Confianzudo se pasea entre las violetas recién nacidas, se apoltrona en los bancos, husmea en las papeleras y captura restos de meriendas que luego se come en el mejor rincón. Con el tronco de la palmera se rasca el lomo y, asombrado de su propia fortuna, se detiene a meditar con mirada de esfinge en mitad de una vereda.

Por la noche , cuando Livia, la mujer de Augusto, el sacerdote Harsomtus, las momias y las damas de Baza y de Elche descansan al fin de tantas visitas, el orondo y bien criado gato se va de farra por callejones y azoteas. Despeinado y ojeroso regresa por la mañana, justo a tiempo de desayunarse las viandas que le tira la vieja a través de la valla, que le trae de su casa el guarda de la puerta, que le lanzan con alborozo los niños del primer colegio.

Es una suerte ser el gato del arqueológico, se reafirma con la barriga llena tumbado sobre un rayo de sol, los ojos a punto de desaparecer, de hacerse dos finas líneas en su oronda cara.

(Cuaderno de doña Marga)

Anuncios

18 comentarios en “El gato del arqueológico

  1. Tengo a los gatos por una especie que no tendrá una gran fama de lealtad y cariño, pero sí una inteligencia pre-clara para vivir de la mejor forma posible sin renunciar a su libertad. A éste del arqueológico lo ha calado Doña Marga….

  2. Mi Eva…yo atrasadísima contigo…que hoy me entero de lo de Tony…solo quiero que sepas que te doy un abrazote desde el otro lado del Oceano. Que me alegro que tengas a tu amiga para ayudarte en estos momentos, que para eso son las amigas, para joderse. Que puedes contar conmigo si me necesitas aunque sea solamente por email. Tu lo tienes. Otro abrazo amiga. Dios te acompañe!

    1. Siempre tan cariñosa, Melbag. No te preocupes que estoy bien. Creo que “joderse” no se usa mucho en España en el sentido que tú le das, jajajaj, me hizo gracia. Yo también tengo atraso contigo, a ver cuándo me puedo poner al día. Besos.

  3. ¡Quién fuera gato de museo! Hay otros que no tienen tanta suerte….será como todo, cuestión de estudios o enchufe,¡vete
    tú a saber de lo complicado del mudo gatuno!😁😁
    Besos!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.