La muerta

Mi amigo me dijo: ven, que te voy a enseñar una cosa. Y yo fui. Caminamos hasta llegar a las casas bajas. En una de ellas vivía la ciega, la del puesto de chuches. La teníamos manía porque era antipática, gruñona, desconfiada.

Mira, me dijo él dándome un empujón contra las rejas de la ventana y sujetándome con fuerza el cuello para que no me pudiera soltar. La ciega eataba tumbada encima de una cama, vestida, con los zapatos negros puestos, las manos cruzadas debajo del pecho, los ojos cerrados.

¿A qué nunca habías visto un muerto?, dijo él riendóse en mi oído, sin dejar de sujetarme la nuca.

Tuve ganas de gritar pero no lo hice por si la muerta no estaba muerta de verdad, solo dormida y se despertaba. No quería mirar pero tampoco cerrar los ojos porque tenía miedo y el miedo es peor con los ojos cerrados, ocupa todo. Intenté mirar solo el techo, las paredes, el suelo o los zapatos, pero los ojos se iban hacia ella, tan quieta y estirada, tan muerta. Era como cuando ves a un animal despanzurrado en mitad de la calle o un vómito, no quieres mirar, pero miras.

Así son los muertos, son así hasta que les sale la calavera y apestan, dijo otra vez en mi oído. Me llegó un olor a chicle de menta y eso que me había dicho que no tenía.
Entonces sí grité y él me solto la cabeza de golpe y echó a correr. Lo perseguí hasta el campillo, ese sitio lleno de polvo y lomas donde jugábamos. Se había subido a uno de esos montículos hechos de tierra y cascotes y estaba haciendo el idiota, como siempre.

Le tiré una piedra desde lejos antes de marcharme a casa, creo que no le di porque oí su risa. Todo el camino de vuelta fui pensando en la ciega muerta, en el miedo que había pasado, en que él tenía chicle aunque me había dicho que no y en quién se quedaría ahora con el puesto de chuches.

(Cuaderno de DM)

Anuncios

47 comentarios en “La muerta

  1. “el miedo es peor con los ojos cerrados, ocupa todo”, genial, algún día lo comprobaré aunque prefiero que no surja la ocasión. La muerta al hoyo y el vivo…al puesto de chuches. La vida sigue.

  2. Jope, que bien narrados los sentimientos de los niños. Yo los recuerdo así, vaya. Espero que no cerrasen la tienda de chuches, eso sí que sería una tragedia en toda regla.

  3. Qué majete tu amigo. Algo así me hizo a mí mi abuela cuando yo debía de tener unos cinco o seis años, me cogió y me asomó al ataúd del enterrador que estaba abierto en medio de la calle y me dijo: “Mira, despídete del tío Teodoro”, jajajaja, me quedó el trauma durante años.
    Besos

  4. Muy bien narrado ese recuerdo de infancia. Qué pesado tu amiguito ahí sujetándote, y lo peor es que te mintiera con los chicles (veo que ahí hay unanimidad y que ha impactado el asunto, no lo de ver un muerto). Yo también he visto muertos, aunque no de niño y dentro de mi familia. Creo que los miedos deben enfrentarse de cara, porque mucho de su poder es puramente psicológico. Suelen desinflarse bastante.

      1. ¿Demasiado explícita, descarada y descocada? Puede ser, pero aparte de ser una creación masculina, supongo habrás percibido ese tono provocativo, humorístico y sarcástico que esta totalmente hecho aposta. Realmente no veo a la mujer en general así.

  5. Yo de la impresión no habría vuelto a probar los chicles de menta. Sin darme cuenta vi a mi abuelo mientras le velábamos porque estaba sin cerrar el ataúd y lo pasé fatal mucho tiempo, menuda perlita tu amigo!

  6. Como icástico, me saco el sombrero ante esta frase: “el miedo es peor con los ojos cerrados, ocupa todo”.
    No puedo decir más que, una vez más, doña Marga es pura magia, porque no narra, no cuenta, no escribe en su cuaderno; doña Marga atesora sensaciones y sentimientos que nos traspasa a los que la leemos.

    P.D. lo de llevarle a ver a la muerta pase, pero no darle chiclé de menta… ¡imperdonable! 😀

  7. Da la sensación de que la muerte hace las cosas bien. Ni fracasa actuando ni se conocen reclamaciones de los usuarios.
    Bueno sí. El otro día oí que a Gila le fusilaron una vez. Enseguida le preguntaron, sus coetáneos, cómo es que entonces estaba vivo y él dijo:
    -Es que me fusilaron mal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s