Los efectos del viernes

Al igual que la luna afecta a las mareas, la proximidad del fin de semana afecta a ciertos seres particularmente sensibles. Uno de esos seres es el Jacobín. Se ve que el chiquillo intuye que por fin va a poder triscar sin cortapisas por el parqué de su casa y por eso se ha mostrado tan alegre y desenfadado camino del colegio rugiendo en varios idiomas. Es que no es lo mismo rugir como velociraptor que como diplodocus, pese a que el oído no hecho al habla dinosaúrica no capte la diferencia.

También hemos hablado de diversos temas y aunque de vez en cuando intercalaba un “no” en mitad de la conversación y daba un fuerte pisotón en el suelo para dejarlo bien clavado, ha vuelto a ser el niño curioso y rugiente que siempre fue. Iba señalándome todo lo que llamaba su atención, con el dedo y a gritos, y como son tantas las cosas que interesan a su mirada, hay que tener en cuenta que para él el mundo es nuevo,pues ha sido un no parar de gritos y señalamientos. Algunos bastante inoportunos.

Mira, Eva, ha gritado la inocente criatura, qué señor más raro, parece una señora. Resulta que era al revés, era una señora que parecía un señor. Creo que al mujombre no le ha caído muy simpático el Jacobín ni yo tampoco, por extensión. Para evitar represalias nos hemos cruzado de acera pero ha sido aún peor. Hemos pasado por delante de un sótano bastante mugriento, es un taller de fontanería, y trepando escaleras arriba salía un señor pequeño y más bien renegrido. Oh-oh, ha exclamado mi amigo con gran entusiasmo, ¡un topo en su topera! Es que tiene un libro de un topo que lee muy a menudo y todavía cree que los personajes de sus cuentos pueden paseare por las calles.

A continuación ha rugido al topo-fontanero como si pretendiera comérselo. Cosas de viernes y de fieras extinguidas. Igual que os lo cuento a vosotros, aún a riesgo de que no os importe nada, también se lo he contado a la Esme. El saber de antemano que va a pasar de mí, porque lo sé, me evita muchos desengaños.

Déjame de Jacobines que paso millas de la infancia, me aburre la gente que cuenta gracias de niños, ha sido su simpática y previsible respuesta. Y mira, ya tengo dos comentarios en mi blog. Procedo a leértelos. En el primero dice: “me encanta lo que escribes, eres sencillamente genial, te pongo el enlace de mi blog. Sígueme”. Y en el segundo dice: “cerrajería en Poblenou, lo abrimos todo sin romper”.Alucinas, ¿verdad?, hasta de otra ciudad y eso que todavía no he escrito nada. Estoy que me salgo.

Otra afectada por el viernes, eso es así, es un día que infunde optimismo, aunque no pensaba yo que la Esme, que tanto se las da de lista, no supiera distinguir un spam en toda la cara de un comentario verdadero. Qué cosas.

Anuncios

42 comentarios en “Los efectos del viernes

  1. La verdad es que las ciudades esta llenas de personajes, pero si me cruzó con el Jacobin me cambio de acera que con sus comentarios es capaz de hundirse en la miseria. En cuanto a la esme no seas tan cruel, pon el enlace a su Blogg que yo le sigo 6 le comento gustosamente

  2. Hablando de spam, yo sé de otro blog que tampoco distingue mucho 😀 ::D
    Pobre Jacobín, la curiosidad de los niños es muy escandalosa y demasiado sincera para el gusto de los adultos políticamente correctos. A mí me hace gracias ver esa sinceridad tan cruda, incluso cuando soy el centro de sus preguntas o sus asombros.

    1. Perdón, perdón, llevas en el cajón de spam casi una semana, junto al cerrajero de Poblenou, por cierto. Si estaba hasta preocupada porque ya no me comentabas, y triste.
      Menos mal….
      Sí, a mí también me hacen gracia esas meteduras de pata de los niños aunque su sinceridad aplastante te puede dejar la autoestima por los suelos.

      1. Y yo preocupadísima también porque no decías ni mú. ¡Qué alivio ser spam momentáneo y no para toda la eternidad!
        En lo de los niños te doy la razón. Sin ir más lejos, conozco a una que me la dejó a la altura del betún la semana pasada 😀 😀 😀

  3. Me estoy imaginando al Jacobín y me recuerda al hijo de la familia Adams, no me preguntes el porqué. Sobre spam de otros blogs podemos hablar otro día 😉
    Nubosidad: 40%.

  4. Iba a contarte algo que le oí decir a un niño pero no te lo cuento porque es terrible. Pero ahora recuerdo a otro en el metro de Madrid gritando y llorando porque quería ser de Albacete y era de Madrid. Y su abuela dándole cachetes: !Leñe, tú que vas a ser de Albacete, eres de Madriz!!! Y el niño: !Qué no, que nooooooooo, que yo soy de Albaceteeee!!!!!!
    Besos, hermosa y feliz findeeeeeeeeeeeeeeeee!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! FINDEEEEEEEEEEEEEE!!!!!!! 😛

  5. Los viernes afectan a mucha gente, y la luna está claro que también. Define “triscar”, por favor, ¿hacer de las suyas, travesuras, etc?
    ¿Cómo os puede entrar spam de una cerrajería en Poblenou? Estoy alucinando…
    Horrible la palabra mujombre, casi me da algo. No lo vuelvas a hacer, si te la inventaste tú haz el favor de afinar tu talento un poquito en ese aspecto.
    Terrible y maravillosa la sinceridad de los niños, y muy sana. Esto me recuerda un personaje de la serie “Miénteme”, que era como un bufete que se dedicaba a resolver casos y en descubrir las mentiras escondidas en cualquier historia, pues todos mentimos. No sé si te suena la serie, muy buena. El chico joven, vista tanta mentira (porque los otros tres que trabajan ahí son como detectores humanos desenmascarando a los mentirosos) decide decir siempre la verdad, por muy incómoda que pueda resultar. Es genial, todos tendríamos que hacer lo mismo, qué peso nos quitaríamos de encima y cúanta hipocresía y problemas postizos. Y así este chico cuando ve a su nueva compañera de trabajo, una latina muy guapa, le dice: “Eres muy atractiva, me acostaría contigo”. Pues claro que sí, así tendría que funcionar todo.
    La Esme se emociona por dos “comentarios” de mierda patéticos, me ha decepcionado bastante, o es una pardilla en esto de tener un blog.

    1. Triscar yo lo utilizo para corretear libremente de aquí para allá pero creo que es lo que hacen las cabras. No sé, lo tengo que mirar, seguro que está mal utilizado.
      La palabra que te da horror se oye mucho por aquí, es fea, lo sé, no es invención mía.
      El cerrajero de Poblenou es una constante en el spam de mi blog, ya es como de la familia.
      En lo de decir la verdad no estoy de acuerdo, sería horrible si todo el mundo fuera soltando sus sinceridades, para la convivencia es mejor mentir un poco.
      Oye, pobre Esme, es que es novata. A mí el primer comentario que me entró en el blog casi me da algo de la emoción y eso que fue uno, era de Israel, me acuerdo perfectamente, que no volvió nunca más.Creo que también spam.

      1. Bueno, va, te doy bastante la razón: Lo de la verdad siempre sería terrible, es verdad, para la convivencia social es necesaria la mentira y todas sus primas hermanas y variantes. Muy bueno lo del primer comentario de Israel, es increíble. Que comenten ilusiona, no quería discutir eso, sino la naturaleza de esos dos. A mí no me ha pasado, aunque en otro blog tuve un día 2 visitas de Taiwan y aluciné bastante, está un poco lejos. Lo de triscar es verdad, me suena a cabras, quizá es semejante a pastar, y como puedes imaginarte ahora voy a triscar por google para salir de dudas. Dicen que las cabras comen papel, siempre me lo he creído a pie juntillas.

  6. Me encantan los niños bien educados y agradezco notablemente que me hagan reír. Me paso horas con ellos admirando su imaginación y su lógica para interpretar la realidad.

    1. A mí también me gustan mucho los niños, lo que dicen, su visión del mundo tan fresca y original.
      El matiz de “bien educados” es importante.
      Besos, Ilduara, pasa un buen fin de semana.

  7. Pues con lo de triscar has acertado de lleno en la…cabra:
    Dar saltos alegremente de un lugar a otro una persona o un animal, de modo semejante a como lo hacen las cabras.
    También…
    Hacer ruido con los pies.
    Retozar, travesear.
    Enredar, mezclar. (” Este trigo está triscado”)
    Y también…
    Torcer alternativamente y a uno y otro lado los dientes de la sierra para que la hoja corra sin dificultad por la hendidura.
    Bueno, si tomamos lo de retozar se entiende, lo cual no sé hasta qué punto incluye o se parece a pastar, por cierto. En el caso del Jacobín creo que lo has usado bastante bien, no hay discusión.
    Y vaya vaya…
    ENREDAR
    Jajaja. Enredar supongo que significa muchas más cosas que “crear confusión” o cosas parecidas, de hecho también vendría a ser “crear desorden”, como por ejemplo en “tener el pelo enredado”. Enredar es como liarse, en general (“se enredó en un asunto feo” y frases parecidas). Me tiene traumatizado la palabra. Que no, que es broma. Mándame a triscar por ahí.

  8. Jo, y yo que me quedé en Eufrasia, que, por cierto, no te comenté, seguro que no era viernes y tenía prisa.
    La recuerdo con mucho cariño, sobre todo, porque tenía los pelos de punta, jajaja, y a mí siempre me ha dado rabia que no se peine a las muñecas. Soy así con ellas, las tenía como soles, jajaja … me reí mucho.
    A mí Jacobín me cae bien, qué quieres que te diga, me parece muy simpático, dice lo que siente.
    El nombre es buenísimo, algo ‘jacobino’ sí que es, apunta maneras …
    Esto de los spam es una lata, yo los elimino todos, ni los leo, aunque sí me he fijado que son muy, pero que muy amables, siempre, siempre te invitan a su página, jaja …

    Voy a leer el resto de tus escritos, que me lo paso muy bien …
    Un beso, Paloma.

    1. Hola, Rosa. Así que tus muñecas iban bien peinadas. Las mías no y además les cortaba el pelo.
      El Jacobin es muy majete, a mí también me cae bien.
      Muchas gracias por la lectura, un beso y que disfrutes del fin de semana.

  9. Jajjaja entre el Jacobín y los comentarios!
    A mí siempre me han gustado los viernes,desde pequeñita ya tenía yo vicio con el fin de semana…

    Donde se ponga un diplodocus que se quite un velociraptor!
    ; )

    Besos y buen finde!

    1. Jajaja, sobre todo con el de Celia me he reído un montón.
      Entonces tú también eres un ser sensible al que afecta la llegada del viernes. Pásatelo muy bien.
      Un besazo, Carmen

  10. Qué bueno que el Jacobín volvió a la normalidad aunque sea por el finde. Me recordaste una vez que yo estaba con mi hijo menor y vio a un hombre y dijo: Mamá, mira un hombre gordo!!! Ya sabrás cómo se puso el hombre gordo. Pero la gente no entiende que no tienes nada que ver con lo que un nene dice. Es impulso.

  11. Así que se disolvió el artículo de la disolución…más coherente imposible. Así que te gusta la cabra de la legión también…Hoy he escuchado al mediodía que dicha cabra -desfile de la Hispanidad- había muerto y la habían sustituido por otra. Ojo al dato, no es baladí. Y ahí la teníamos, triscando por el -creo- Paseo de la Castellana. Los politicuchos, por cierto, también triscando en la grada de este bonito desfile militar. La Díaz y otros, trisca que te trisca.

    1. Jajaja, pues sí, he decidido disolverlo, no me gustaba y me estaba poniendo nerviosa.
      Lo de la cabra…jejeje, era por triscar un poco en blog ajeno, se estaban poniendo todos muy serios, y porque me parece lo más gracioso de todo el desfile, el resto la verdad es que no es muy de mi agrado.
      Ya he empezado las entradas musicales, creo que las tendré enseguida. Van a ser cortas para compensar las tuyas. Es bromaaa. Pero no es broma que vayan a ser cortas.
      Besos y gracias en general.

      1. A veces pienso que te lo tomas demasiado a pecho, pero bueno, cada uno es muy libre de arrepentirse, borrar cosas o que después no te gusten o convenzan, o triscar digitalmente de mil maneras. La tecnología bloguera debería permitirnos crear un tipo de entrada que fuera un “esta entrada se autodestruirá en 30 segundos” y así nadie podría decir que no estaba avisado. Me alegro si empezaste, sobre lo otro ya lo tengo asumido, que me enrollo la hostia. Un bloguero lo definió como incontinencia verbal -también a sí mismo- y qué le voy a hacer, me gusta ver conexiones y tirar de hilos. Sobre esas gracias, de nada, nunca mejor dicho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s