Un balcón mudo y ciego

Al salir a la superficie no vi manifestación alguna, pero sí al ratón Mickey dando saltitos y persiguiendo viandantes para que se fotografiaran con él a cambio de unas monedas.  Por la acera de enfrente hacía lo mismo su novia Minnie  y un poco más lejos Mario Bros, el de los videojuegos. Se juntaron los tres un breve momento, se dijeron algo, seguramente que la mañana estaba floja, o que como se acercara Pocoyó a su territorio sería linchado y de nuevo se dispersaron.

También persiguiendo viandantes circulaban en parejas las gitanas de la rama de romero y los captadores de ONGs, chalecos reflectantes y sonrisas tensas.  Dos policías a caballo vigilaban algo  con cara de aburridos. Ese algo tenía que ser la manifestación. Me acerqué un poco y sí, más o menos. Un pequeño grupo con unas cuantas pancartas estaba gritando. Los gritos los dirigían hacia uno de los balcones del edificio del reloj, el que da las campanadas en Nochevieja. Parecían tener la esperanza de que  al mismo se asomara algún mandatario a saludarles primero y  a decirles después  que tenían toda la razón y  que sus peticiones les serían concedidas.

Lo que pedían era muy básico: comida y techo. Eso mismo estaba escrito en  una de las pancartas, “comida y techo son derechos”. De vez en cuando y sin dejar de mirar al balcón  reclamaban la renta mínima, como si desde allí se la fueran a lanzar.  El balcón siguió cerrado, mudo, ciego,  antipático.  La pancarta principal la sostenían entre tres, el del centro era un hombre muy viejo y escuálido, en su cara había mucha tristeza pero también una pequeña luz de ilusión. Tal vez ese día se sentía acompañado y protegido.

Estuve un rato haciendo bulto hasta que un grupo de turistas japoneses se acercaron para hacernos una foto. Como lo último que quiero es que alguien en japón pueda reconocerme, me escabullí y seguí mi camino ¿Cuál es el origen de la vida?, ¿es posible un matrimonio feliz? , preguntaban desde unos cartelones los Testigos de Jehová. No sé si saben la respuesta y desean compartirla o es que no la saben y como les preocupa mucho se pasan toda la mañana de pie,  esperando a que pase el que lo sepa y se lo diga.

En un rincón, junto a las esculturas humanas que hacen equilibrios,  un  hombre con un acordeón y un único diente perdido en su boca tocaba una melodía muy triste. Tan triste como todo me estaba pareciendo. Ahora sí tenía ganas de gritar, pero más bien un grito al estilo del cuadro de  Munch, solitario y desesperado.Cuando volviera  a ver a Petronila le diría que se fuera buscando otra sustituta.

Seguí caminando un rato, llegué hasta la calle Pintor Rosales, al final se ve la sierra. Es lo que más me gusta de Madrid, lo que se sale de ella, lo que ya no es ella. Me quedé un rato mirando las montañas, eso siempre me tranquiliza. Tranquilizándome estaba cuando un dedo tocó mi espalda. Qué casualidad, era María Prado, una de mis compañeras del taller literario. Al momento nos pusimos a criticar a  Luis Buñuel  pero en cuanto liquidamos nuestro único punto en común, se creó uno de esos silencios tensos, ya no teníamos nada más que decirnos.

Bueno, pues me voy, que empieza el año  del cerdo, símbolo de alegría y fertilidad, de honestidad y de ingenuidad, le dije para escapar.

¿Eres cerda?, me preguntó  utilizando el lenguaje inclusivo, la muy idiota.

No, soy dragón o dragona, como más te guste,  le grité ya escapando, ¿y tú?

Y mientras ella gritaba “rata, rata”,  me alejé sin poder dejar de pensar en la cara del  hombre viejo del centro de la pancarta y en el balcón discapacitado.

Anuncios

43 comentarios en “Un balcón mudo y ciego

  1. Ha sido un paseo agridulce y familiar. O humano, demasiado humano. Por momentos he tenido la impresión de estar andando por el Altozano, con sus testigos de Jehová a pie firme debajo del gran ficus, a la entrada del puente de Triana, y los de las ONGs en el tramo peatonal de la calle San Jacinto obligándome a pegarme a las casas para esquivarlos. Pero cuando levanto la vista no veo la sierra sino la torre Pelli. Y no es lo mismo, la verdad. Por cierto, soy caballo (en el horóscopo chino).

    1. Todas las ciudades se parecen mucho en su paisaje humano, así que no es de extrañar que te resulte familiar el recorrido.
      No verás la sierra pero tienes el Guadalquivir y muchas otras bellezas. Y pronto el olor a azahar…me encanta Sevilla.
      Menos mal que no eres mujer porque mi compañera te hubiera llamado caballa.

  2. ¡Jo! Paloma Has descrito tan de maravilla lo que se ve en la famosa puerta del sol que parece hubiera ido contigo.
    Y es curioso, cómo siempre te encuentras con alguien conocido.
    Muy cerca de mi casa también se ve la sierra, es un desahogo y también me aquieta. Puedo contemplar unos atardeceres preciosos.
    No tengo idea de qué animal soy; ahora que lo pienso, me he metido en un buen lío. Iba a decir que soy humana, no puedo decir que soy hombre porque soy mujer y el lenguaje inclusivo manda que no veas, aunque no estoy muy de acuerdo con ése tipo de lenguaje. Y para ejemplo de lenguaje inclusivo algunos discursos de los actores en la gala de los premios Goya…
    Me ha encantado tu escrito, Paloma, como siempre.
    Besossss y feliz año chino del cerdo (¿se escribirá así?)

    1. Si al final esto parece un pueblo, por lo de encontrarse con conocidos.
      Qué suerte ver la sierra desde casa, yo eso no, pero atardeceres sí.
      Y en cuanto al lenguaje inclusivo creo que es fácil caer en la tontería y en lo cansino. Aunque también es cierto que el lenguaje es machista como reflejo de un mundo que siempre lo ha sido.
      Tienes que buscar tu horóscopo chino, no vale de nada pero es gracioso.
      Besos, Maite :))

  3. “En su cara había mucha tristeza pero también una pequeña luz de ilusión. Tal vez ese día se sentía acompañado y protegido” ¡E ilusionado! A veces no hace falta que el antipático balcón ni siquiera se abra, basta con sentirse unidos frente a él. ¡Saludos!

  4. Yo soy Toro.
    Según el libro secreto de las vidas de la dinastía Manchú y teniendo en cuenta la conjunción astral del día que nací y los posos del té secreto cultivado en la sagrada montaña Xian, en mi próxima vida iré a clase contigo.

    🙂

    Besos.

    1. Bueno, tanto como revolución y tanto como cronista…
      Pero sí que es demencial que haya personas en tan mala situación, poco protestan para lo injusto que es.
      Besos, What.

  5. Qué tensión cuando no hay nada de lo que hablar eh…
    :S

    Ya veo que no hubo napolitana en la Mallorquina…subiste luego por Ferraz? lo digo porque el La Oriental hay unas lenguas de gato de chocolate negro que…
    😛

    Besos dulces!

  6. Había más gente allí que en la plaza de mi pueblo el día grande de fiestas…
    Si las descripciones de escenas las bordas las de sentimientos no se quedan atrás, qué lástima el hombre de en medio y todas las personas que no tienen necesidades básicas… 😦
    Yo cabra, me lo dijo mi cuñada, que es china y se sabe todos los años y animales de memoria.
    Un besote

    1. ¡Y eso que era un día tranquilito!
      Sí, mucha pena que algo así pase.
      Muchas gracias, Luna.
      Ya me invitarás a esas fiestas, más que nada por visitar tu pueblo que tiene que ser muy bonito y verde.
      Besos

      1. Estás invitadísima sean fiestas o no. Te hago rutas turísticas mientras me aguantes y te llevas inspiración para un montón de relatos. 😂
        Otro besote

  7. Ya ves ahora me entra el ansión por conocer cuál será el signo que me corresponde. Al otro lado de la sierra esa frente al Parque del Oeste está Ávila. Aquí sólo hacemos manifestaciones por las cosas de los pensionistas. Sólo por la mañana, antes de tomar el vino. Por la tarde hace un frío que pela y nos quedamos metidos en casa. Hay tantas viviendas vacías que lo mismo si pides una te la adjudican y luego te toca apechugar con los gastos y los impuestos. Un abrazo.
    Ah, la música para tapar los silencios de María Prado.

    1. Un buen sitio Ávila, pese a su frío.
      Las cosas de los pensionistas son muy importantes, están muy activos tratando de defenderlas y me parece muy bien. Además tienen la fuerza del número y cada vez será mayor.
      Gracias por la música de Madredeus, ¡preciosa!
      Un abrazo, Carlos.

  8. Aunque tu relato tiene un evidente trasfondo dramático, me he reído bastante con lo de los horóscopos chinos y con lo de los Testigos de Jehová. Me gusta esa forma de mezclar drama y comedia. Un saludo.

  9. Has clavado el ecosistema de la Puerta del Sol; a menudo un “manifestódromo”, pero también un lugar de encuentro para charlatanes, vendedores de cualquier cosa y madrileños (de nacimiento y adopción) que acudimos allí, al ágora de nuestra ciudad, tal vez para sentirnos parte de ella. Por cierto, según he podido ver, en el horóscopo chino soy gato, y según la tradición madrileña también. Saludos, Evavill.

    1. Entonces eres regato o como esa palabra tiene otro significado, requetegato.
      Los centros de las ciudades y sus personajes típicos, que ya empiezan a ser los mismos o muy parecidos en casi todas.
      Un saludo, Raúl

  10. Manifestaciones, marchas y mantas las tres M que simbolizan que se está protestando o reclamando más allá que cada día sirven para menos, pues siempre le darán la vuelta para seguir adelante con las políticas trazadas.
    Te vas a hacer una experta en ellas, eso sí con un dejo de humor, ironía y más profundamente ver las causas perdidas que cada día se reproducen más. Te mando un abrazo grande

    1. No sirven de mucho, es verdad.
      Pero todavía sería peor si nadie protestara o si estuviera prohibido hacerlo.
      El humor que no falte nunca, es lo que nos salva.
      Otro abrazo, Themis.

  11. Querida, mi matrimonio con un testigo de Jehová no puede ser feliz , ni llevarse a cabo, la interpretación de los textos sagrados lo impide.

    🙂

    Me encanta Petronila, sabe de la necesidad de manifestarse en las calles para dejar patente nuestro desacuerdo con los líderes y la política actual. Las diferencias de clase en este momento son sangrantes, semeja que están midiendo nuestro aguante y lo hacen de manera sádica y desalmada. Todo el que no puede ir a una manifestación debería encontrar un sustituto con voz para arengar a las masas.

    Me temo que cualquier día detienen a Petronila por conspiración y tiene que liberarla los espías más brillantes de la antigua K.G.B.

    Un beso.

  12. Muy bien descrito el ambiente en Sol. Como si lo estuviera viendo. Me alegra que el viejito tuviera una ilusión que paliara su lógica tristeza. De Sol a Rosales, hay un buen paseo, lo se muy bien, el Parque del Oeste está lleno de recuerdos para mi.
    Me encanta leerte. Un abrazo Paloma.

    1. Gracias, Carlos 🙂
      A mí también me alegra, algo es algo.
      Se me hizo corto el paseo, me gusta mucho caminar.
      Espero que tus recuerdos del parque del Oeste sean buenos, seguro que sí. Es un parque muy bonito. La única pega sus cuestas.
      Otro abrazo.

  13. Hace tiempo que no me asomaba a tu balcón y lo echaba de menos, ya que soy de esas personas que cuando caminan descubren balcones vestidos como esos perros al que algunos se empeñan en poner abriguitos de su colección de muñecas…

  14. He estado en unas cuantas manifestaciones y siempre me queda ese regusto amargo que has reflejado tan estupedamente. Esa sensación de qué demonios hago aquí si no nos van a hacer ni puto caso…

    Madrid es una ciudad extraña, quizás sea porque la conozco mucho y todas las ciudades lo sean, pero Madrid tiene algo…

    1. Justo esa es la sensación, por desgracia no suelen hacernos caso salvo que les interese por algo.
      Madrid supongo que es tan extraña como cualquier otra ciudad grande donde hay de todo y muy mezclado. A mí me agobia un poco pero admito que tiene sus encantos.

  15. Jajaja, llegué a los cartelones, y ya, jaja … y el horóscopo chino …
    Ay, Paloma, me encanta tu humor y cómo desgranas los detalles, eres tan dulce.
    Creo que Petronila no ha podido encontrar a una sustituta mejor. 🙂
    ¿Lo leerá LB? 🙂 Es para preocupar si no lo hace.

    Un beso y ¡muchos! Y me encanta :))

Responder a Raúl Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.