Día: 6 mayo, 2019

Para Emilia

Algunas veces imagino que salimos a dar un paseo. Tú llevas un vestido largo de un color parecido al de las lilas, yo visto un traje negro y una camisa blanca, vamos de la mano y cada vez que  elevo el brazo, riendo,  tú te despegas del suelo y vuelas ingrávida sobre los tejados. En la otra mano sujeto un pájaro,  pero enseguida lo soltaré para que vuele a tu lado.

Es verde la ciudad por la que paseamos. Su suelo, que se ondula en suaves y mullidas colinas; las casas,  verdes también excepto la iglesia, del mismo color que tu vestido.  Azules son las ramas y hojas de los árboles. En una esquina, sobre el suelo, nos espera un mantel con vino y flores rojas.

Es verdad que desde hace mucho tiempo imagino que paseo contigo, pero tengo que reconocer que los detalles y esa idea de que vueles de mi mano  los he sacado de una pintura. Cuando tengo tiempo me gusta ir a ver exposiciones. Como ya te he dicho, padezco de alergia, no puedo pasar mucho tiempo al aire libre y  lo malo es que ya es todo el año:  en invierno, las cupresáceas, en marzo, el platanero, en mayo, las gramíneas y cuando ya creo que he terminado…¡las malezas!

¿Padeces tú de alguna alergia, Emilia?

La postal te la regalo.

 

El paseo (Marc Chagall)