Poema de otoño pequeño y redondo

 

Este era un poema vacío
pequeño y redondo.
Como todo poema vacío
contenía infinitas  versiones de sí.

Le llovió encima
y se volvió un poema de agua,

pequeño y redondo.

Por la  noche entró una estrella

temblaba dentro.

Por la mañana lo atravesó una rama,

un mirlo se acercó a mirar

y el poema se iluminó de pico  naranja.

Perdió la rama , se quedó solo.

Esperó en acuático silencio

y al rato, con un alegre plas…

¡cuatro castañas!

Ahora es un poema de otoño

pequeño y redondo

una hormiga diminuta ,que lo considera enorme,

se lo está leyendo.

20181013_111737

 

 

 

58 comentarios en “Poema de otoño pequeño y redondo

  1. Es precioso. Me ha encantado. Es «diferente», es íntimo. Y la foto acompaña a ese tono. Es una muestra de que lo sencillo gana siempre. Esto me recuerda a la sensación que tuve después de haber leído tu libro, que es igual de sencillo pero que tiene su miga. Toca temas que parecen livianos, pero… Espero que un día pueda hablarte de él cara a cara. Qué bonito poema.

  2. Muy bonito. Lo que más me ha gustado, sin duda, lo del final: la diminuta hormiga y la enormidad.
    También…
    Por la noche entró una estrella / temblaba dentro.
    Preciosa imagen. El refulgir de la estrella y su reflejo en el agua.

  3. Hola, Evavill. ¿Te importa que haga una pequeña cita de tu libro en una entrada que a lo mejor publico? No te preocupes por decirme que no, si no quieres, ok? Gracias 🙂

  4. Paloma, amiga… Acá me hace falta el otoño y la lluvia, ni llega la uno, ni cae agua hace tres meses. Me alegró mucho verte en el blog de Bosque. Ya veo que te estás dedicando a los poemas. Te quedan preciosos. Un abrazo.

    1. Hola, Mel!!
      Me alegró mucho leerte en el blog de Manuel, me entró nostalgia de pasados tiempos blogueros.
      Aquí el otoño asomó dos o tres días y desapareció, estamos como vosotros.
      Un beso enorme, pronto te visitaré.

      1. ¡Qué horror, Paloma! Que estamos de cocinarnos como vuestras castañas. Y toda la culpa la tenemos nosotros, que hemos jodido el ambiente. Qué pena siento por las próximas generaciones, si es que sobreviven. Yo también te he extrañado mucho y al Joselín y a la niña.

  5. Qué ternura y qué preciosidad.
    Me encanta.

    Gracias y un besooooooo…

    P.D.: Dejé un pequeño fragmento de tu obra en mi blog. Entrañable 🙂

      1. No sabía lo de tu libroooo,… Con voz grave e impostada de Umbral…. Ya contarás… Me paso a ver el blog de tu amiga que te quiere y te nombra… Por cierto Pablo Gargallo hacia una esculturas bellisimas utilizando el vacío…

      2. Me suena lo de las esculturas de Gargallo, voy a mirarlo.
        No te cuento nada del libro porque creo que ya lo has visto y para parecerme a Umbral lo menos posible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.